– Congreso busca que la armonía y el respeto prevalezca entre autoridades y gobernados en los 212 municipios

Xalapa, Veracruz, 29 de Mayo de 2019.- A partir del pasado primero de diciembre, en Veracruz se gobierna sin caprichos, o rencores, porque es la base para alcanzar el desarrollo y bienestar de las y los veracruzanos, en un marco de armonía y respeto entre autoridades y gobernados, expresó el diputado Presidente de la Mesa Directiva del Congreso local, José Manuel Pozos Castro, al recibir a habitantes del municipio de Juchique.

Al recibir a vecinos de Juchique de Ferrer, Pozos Castro sostuvo que la prioridad de la Legislatura local, es coadyuvar en la gobernabilidad del Estado de Veracruz y en especial de los 212 municipios; todas las autoridades deben actuar dentro de lo establecido en la Ley, cumpliendo sus funciones y sobre todo, atendiendo y resolviendo los problemas de la gente.

“Nadie debe estar por encima de la Ley, no se actuará con sesgo partidista porque hoy la política en Veracruz se ejerce sin caprichos, odios o rencores; el compromiso de la Legislatura es con los 212 municipios, con su gente y con la gobernabilidad”, resaltó.

Por lo anterior, instruyó a Eduardo Andrade, responsable de su área jurídica, a escuchar a los vecinos de Juchique de Ferrer, quienes consideran que su presidenta municipal Lizbeth Emilia Portilla Gumecindo, ha incurrido en diversas irregularidades en el ejercicio del poder público y la administración municipal, afectando a diversos sectores de la población.

Afirmó que los tiempos políticos han cambiado en Veracruz, hoy existe total respeto a la autonomía municipal y a los Poderes del Estado, no hay sumisión en la Legislatura local sino coordinación con el gobernador Cuitláhuac García y con los 212 Ayuntamientos para trabajar por el desarrollo y bienestar de las y los veracruzanos, sin embargo, afirmó no le temblará la mano para poner orden y hacer valer el Estado de Derecho en la entidad.