Xalapa, Veracruz, 22 de febrero de 2019.- Celebrar la insignia nacional fue la oportunidad para que, en nombre de la LXV Legislatura, el presidente de la Junta de Coordinación Política (JUCOPO), diputado Juan Javier Gómez Cazarín, subrayara la importancia de honrar a los símbolos patrios, por ser representaciones visibles de la Nación ante el mundo, unidad, soberanía y amor a la Patria.

Al participar en el acto cívico alusivo al Día de la Bandera, a celebrarse el próximo domingo 24, el legislador afirmó que rendirle honores fortalece la identidad nacional.

Los representantes del pueblo, los funcionarios, los trabajadores del Congreso, los comunicadores que ahí se encontraban desde temprano, la banda de guerra de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) y personal de seguridad del Congreso, escuchaban con seriedad la arenga del legislador: “Tenemos el deber y el compromiso de conservar este legado histórico, a fin de mantener siempre vivos los ideales de libertad, justicia e igualdad”.

En la explanada del Palacio Legislativo, se escuchó también la voz de la diputada Rosalinda Galindo Silva. La Bandera Nacional –expresó–, con su belleza intrínseca, representa el espíritu de unidad, valor y patriotismo, que nos unió en los momentos más tristes, amargos y difíciles de la historia nacional.

“Nuestro Lábaro Patrio, como símbolo de identidad de las y los mexicanos es un elemento unificador, es una expresión auténtica de nuestros orígenes, nos distingue como Nación Independiente y nos enaltece como Estado Soberano. Es innegable, es palpable que en ella se resume la historia patria, historia que se ha escrito con la sangre de nuestros compatriotas, hombres y mujeres valientes que entregaron la vida por sus ideales, por la herencia invaluable que hoy detenta México”.

Luego de recordar los cambios del lábaro patrio a lo largo de la historia, habló de lo que permanece a lo largo de los siglos: “el México de nuestros antepasados, de nuestros abuelos, de nuestros padres, es también nuestro y eso nos llena de orgullo, de fortaleza e inspiración”.

“Desde la trinchera que nos toca ocupar –cerró contundente la diputada xalapeña–, cada uno de nosotros, en unidad y con voluntad, podemos trabajar para reconducir lo que por años ha estado desviado y que ha flagelado a esta gran Nación, conformada por mujeres y hombres valientes, orgullosos de nuestro país”.

Cumplieron el protocolo en todo momento Margarita Corro Mendoza, María Esther López Callejas, Cristina Alarcón Gutiérrez, Eric Domínguez Vázquez, Elizabeth Cervantes de la Cruz, Adriana Esther Martínez Sánchez, Wenceslao González Martínez, Ana Miriam Ferráez Centeno, Adriana Paola Linares Capitanachi, Raymundo Andrade Rivera, José Andrés Castellanos Velázquez, Vicky Virginia Tadeo Ríos y Jorge Moreno Salinas, los representantes del pueblo.

Con no menos circunspección, también los secretarios generales del Congreso de Estado, Domingo Bahena Corbalá, y del Sindicato Único de Trabajadores al Servicio del Poder Legislativo (SUTSPL), José de Jesús Rodríguez Hernández, entre otras autoridades, además de personal administrativo y operativo.